jueves, 6 de agosto de 2020

UBA: Seminario "Innovación y propiedad intelectual en escenarios postpandemia"

En el mes de julio del 2020 tuvo lugar en el ámbito UBA, organizado organizado en conjunto por el Centros de Estudios Interdisciplinarios de Derechos Industrial y Económico (CEIDIE) y el South Centre, un interesantísimo ciclo de charlas, en Seminario.
Como están los tres videos correspondientes a disposición en Youtube, me pareció muy útil, muy importante, concentrarlos en un post, de manera de potenciar la difusión y que queden accesibles también por acá.
Los expositores son excelentes en cada tema.

Síntesis de la actividad:
http://www.derecho.uba.ar/derechoaldia/notas/innovacion-y-propiedad-intelectual-en-escenarios-pospandemia/+8061

Seminario "Innovación y propiedad intelectual en escenarios postpandemia"
3 videos:
https://www.youtube.com/playlist?list=PL9y1i2ILzxlDN0linDxQzpl3V_tXFLU2a


Video 1 - 23 de junio




Video 2 - 7 de julio




Video 3 - 21 de julio





Tratado de Beijing sobre Interpretaciones y Ejecuciones Audiovisuales de 24 de junio de 2012

El 28 de abril del 2020 entró en vigor del Tratado de Beijing sobre Interpretaciones y Ejecuciones Audiovisuales. Esta norma internacional se destaca por atribuir algunos derechos a los intérpretes, que los acercan al estatuto del derecho de los autores, reconociendo sus aportes y consecuentemente facultades, derivados de su trabajo creativo.

El texto de este Tratado fue adoptado en Beijing, la capital china, el 24 de junio de 2012.

El 28 de enero de 2020 superó las 30 ratificaciones requeridas a partir de las cuales el texto estableció que se contarían los tres meses para su entrada en vigor.

En cuanto a aportes concretos, queremos destacar la atribución de derechos morales, así como la concreta consagración de derechos patrimoniales, destacando que su ejercicio no podrá estar sometido a condición formal alguna.


En todo el mundo se destaca que el Tratado de Beijing confiere a los artistas intérpretes o ejecutantes derechos morales, derechos que hasta esta norma eran reconocidos solamente a los autores, como creadores, art. 5. Ello implica que de ahora en adelante los sujetos amparados por este Tratado podrán ser reconocidos como artistas intérpretes o ejecutantes con la fortaleza de un derecho de tal naturaleza, que implica indisponibilidad, inembargabilidad, entre otras características. Asimismo, es fundamental destacar que la atribución de derecho moral también implica el derecho a impedir cualquier reforma, distorsión, mutilación o modificación que según ellos pueda perjudicar el honor y la reputación del creador.

En cuanto a los derechos patrimoniales, encontramos la consagración de los siguientes:
a derecho de reproducción (art. 7);
b derecho de distribución, permitiendo que las Partes Contratantes regulen el agotamiento de este derecho (art. 8);
c derecho de alquiler, permitiendo bajo ciertas circunstancias la limitación de este derecho por las Partes Contratantes (art. 9);
d derecho de puesta a disposición, el cual abarca, entre otros, la puesta a disposición previa petición mediante Internet (art. 10);
e derecho de radiodifusión y de comunicación al público, con una posibilidad para las Partes Contratantes de establecer en su lugar un derecho a una remuneración equitativa, así como de denegar por completo este derecho (art. 11).

Queremos destacar dos preceptos más, entre las varias novedades que introduce el Tratado de Beijing:

a tratándose de interpretaciones o ejecuciones no fijadas, concede a los artistas derecho exclusivo a autorizar en lo relativo a sus interpretaciones o ejecuciones: i) la radiodifusión y la comunicación al público de sus interpretaciones o ejecuciones no fijadas, excepto cuando la interpretación o ejecución constituya por sí misma una ejecución o interpretación radiodifundida; y ii) la fijación de sus ejecuciones o interpretaciones no fijadas (art. 6).

b el plazo mínimo de protección es de 50 años, contados a partir del final del año en el que la interpretación o ejecución fue fijada.

En el artículo 13 del Tratado de Beijing, se incorpora expresamente la "regla de los tres pasos" para la determinación de las limitaciones y excepciones con arreglo a lo dispuesto en el párrafo 2 del artículo 9 del Convenio de Berna, a los derechos comprendidos en el tratado que nos ocupa.

Las Partes Contratantes deberán adoptar las medidas necesarias para garantizar su aplicación, proceso que se encuentra en seguimiento en los distintos Estados que integran el sistema de Beijing para protección de intérpretes de ejecuciones audiovisuales.
Para información complementaria, sugiero descarguen la siguiente publicación de la OMPI, cuya imagen de tapa se inserta, y que se puede descargar del siguiente LINK.
https://www.wipo.int/edocs/pubdocs/es/wipo_pub_beijing_flyer.pdf


Información en links de OMPI:

Texto, partes contratantes y demás información
https://www.wipo.int/treaties/es/ip/beijing/index.html

Reseña del Tratado
https://www.wipo.int/treaties/es/ip/beijing/summary_beijing.html

Press Release de la OMPI
https://www.wipo.int/pressroom/en/articles/2020/article_0002.html?utm_source=WIPO+Newsletters&utm_campaign=0dc2e73642-EMAIL_CAMPAIGN_2020_01_16_10_17&utm_medium=email&utm_term=0_bcb3de19b4-0dc2e73642-256844789


Otros links comentando la noticia:

http://adepi.net/2020/04/28/entra-en-vigot-el-tratado-de-beijing-que-reconoce-los-derechos-de-los-actores-a-nivel-mundial/


https://www.propiedad-intelectual.dursa.com/blog/blog-propiedad-intelectual/item/162-el-tratado-de-beijing-un-nuevo-estandar-para-la-industria-audiovisual-o-una-continuacion-del-status-quo

"Mandato legal", obra musical difundiendo la importancia del derecho de autor

El mejor modo de extender una idea, reivindicarla, explicarla y - en este caso - hacer que se valore el contenido, tratándose de derechos de autor y obras musicales, es con una canción.
No es la primera que escucho, por cierto.
Es muy reciente, está buenísima en la letra y en la música, muy pedagizo este vallenato.
Autor: Andrés López Bolaño, intérprete Ivo Díaz

En el video, en esta obra musical, se hace referencia a SAYCO (http://sayco.org/, http://sayco.org/quienes-somos/) entidad de gestión colectiva a la que pertenecen los autores, en Colombia. Pero en cualquier país, para las distintas obras, están las correspondientes EGC.

Felicitaciones a autores e intérpretes, por la idea y por la creación en sí. Vele la pena escucharla en cualquier sentido, así como difundirla.
(No encontré la letra in extenso en Internet, en cuanto esté a disposición la agrego...)





Otros Links:
https://elpilon.com.co/mandato-legal-la-cancion-a-favor-de-los-derechos-de-autor/


miércoles, 5 de agosto de 2020

URSULA: seguimiento a implementación del Tratado de Marrakesh

Desde el año 2016 está vigente el Tratado de Marrakesh promoviendo el acceso a las obras protegidas para quienes tienen menos capacidades perceptivas.
Clave en ello es la difusión del sistema Braille para reproducir las obras literarias, sin que por ello se entienda que sea exigible el pago de derechos de autor.

Su adopción e implementación se ha expandido muy rápidamente, por suerte, aunque quedan pasos que dar en distintos países.

Como buen ejemplo, tomamos el de Ecuador país donde se ha presentado un software denominado URSULA que facilita - precisamente - la accesibilidad de las obras protegidas.
Dejo link al video que explica este tema y cómo se desarrolla en el citado país.

https://www.youtube.com/watch?v=z1ueN-eUCuc&feature=youtu.be



Asimismo, destaco link que marca la evolución en la adopción del Tratado y su implementación, reproduciendo del contenido del link un esquema comparativo país - país sobre la situación.

Barómetro sobre el Tratado de Marrakesh:
https://cerlalc.org/barometro-del-tratado-de-marrakech-en-iberoamerica/

En el cuadro está el resumen general, procedente del anteriormente citado sitio web don de se puede encontrar también la Ficha de cada país.


martes, 4 de agosto de 2020

Wipo Proof... la tecnología para proteger obras creativas

No se trata de un "invento" de la OMPI (WIPO, en su sigla inglesa).
La posibilidad de intervención de archivos digitales con un #hash existe hace unos diez años, siendo accesible en varios países, lo cual sumado a la intervención digital que puede dar fecha cierta, ofrece particulares beneficios al momento de probar existencia de derechos. El alcance de la prueba de tales derechos, según el país en que se quieran hacer valer, según el servicio elegido, es otra cosa.
Hay que analizarlo en cada caso para tenerlo claro.

Lo que queremos destacar con este comentario es que la propia agencia de Naciones Unidas para la Propiedad Intelectual está ofreciendo (a cambio de un precio... por supuesto) esta posibilidad.
Creemos que es algo muy bueno, no solamente por lo que puede ser el servicio como tal. Sino también porque esta irrupción de la OMPI en este mundo ayudará a generalizar este mecanismo, así como también ayudará a dinamizar temas costos. (La lógica de la competencia, sobre el eje que fija la OMPI de FCh 20 por un servicio o FCh 190 por diez...)

El servicio no solamente se ofrece en inglés, sino también en francés y en español. Dentro de unos días habrá una actividad académica analizando sus ventajas/desventajas desde la perspectiva jurídica nacional uruguaya. Creeomos que es algo muy interesante.

Dejo algunos links de la OMPI para profundizar esta información, así como dos imágenes del esquema.

https://wipoproof.wipo.int/wdts/

https://wipoproof.wipo.int/wdts/use-cases.xhtml

https://wipoproof.wipo.int/wdts/how-it-works.xhtml
(en este link están las imágenes que subo a este post...)







Art. 1018 CCom, Prescripción en materia comercial: 10 años

La Ley de Urgente Consideración, Ley Nº 19.889 de 9 de julio de 2020, en adelante LUC, introdujo varias novedades en muchos temas, muy variados.
En relación con nuestros temas de Derecho Comercial, los que son de máximo interés, no ha modificado casi nada. Hay varios pendientes...
Es destacable, en general, una reestructura general a los plazos de Prescripción de Derecho Civil y UNA modificación correlativa, al artículo 1018 del Código de Comercio.

El plazo de prescripción en materia de Derecho Comercial pasó a ser de 10 años, en el nuevo texto del citado artículo que establece el artículo 464 de la LUC.

El texto anterior, original del Código de Comercio de 1866 (Ley Nº 817 de 26 de mayo de 1865), establecía el doble. Esta reducción a la mitad contempla una lógica de los tiempos mercantiles que han cambiado (sin dudas en razón de la tecnología, especialmente...) y empareja la legislación uruguaya con la tendencia seguida desde tiempo atrás por el Derecho Comparado.
Cabe acotar que el texto anterior de este mismo artículo era idéntico, con la única salvedad de lo modificado: en vez de decir diez (como hoy está vigente), decía veinte.


Dejamos el texto reformado a continuación.


LIBRO II - DE LOS CONTRATOS DE COMERCIO
TITULO XVI - DE LOS MODOS DE EXTINGUIRSE LAS OBLIGACIONES
CAPITULO VII - DE LA PRESCRIPCION

“Artículo 1018
Todas las acciones provenientes de obligaciones comerciales, ya sean contraídas por escritura pública o privada, quedan prescriptas, no siendo intentadas dentro de diez años.”


Texto dado por la Ley Nº 19.889 de 9 de julio de 2020, artículo 464.


domingo, 2 de agosto de 2020

Sillas... originalidad y protección del DA vs Diseño #España

Esta sentencia española de La Audiencia Provincial de Barcelona de 26 de abril del 2019 plantea un tema que tantas veces se discute en todos los cursos de Propiedad Intelectual: acumulación de protecciones, en este caso derecho de autor y diseño.
No es un tema demasiado frecuente, al menos hasta ahora, a nivel jurisprudencial. No obstante, pueden destacarse algunos pronunciamientos.

Planteo del tema de fondo, transcribiendo párrafo de la sentencia:

"CUARTO. Sobre la posibilidad de protección de un diseño industrial al amparo de la legislación sobre
propiedad intelectual.
12. La cuestión de fondo que se plantea en el caso que examinamos consiste en determinar si una obra que
constituye un diseño destinado para su explotación industrial puede merecer protección desde la perspectiva
de los derechos de autor que protege la legislación sobre propiedad industrial, particularmente cuando tales
diseños han sido a su vez objeto de protección particular desde la perspectiva de la legislación sobre propiedad
industrial, concretamente la legislación sobre el diseño industrial. Las dudas se plantean porque parecen entrar
en conflicto, al menos de forma potencial, dos sistemas distintos de protección: el que concede la legislación
sobre propiedad intelectual a los autores y el que establece la legislación sobre propiedad industrial sobre
diseño, mucho más limitado en el tiempo.
Se trata de una cuestión que no es pacífica en la doctrina y sobre la que los diversos ordenamientos jurídicos
adoptan posturas dispares, que van desde los sistemas de protección acumulada (el sistema tradicional
francés) al sistema de no acumulación de protecciones (sistema tradicional italiano), pasando por sistemas
de acumulación restringida (sistema alemán)."

Al respecto, transcribimos conclusión en la sentencia, una vez que analizan el diverso fundamento legal en la Unión Europea.
"16. Por consiguiente, el diseño puede tener una protección doble (como propiedad intelectual y como
propiedad industrial), si bien no cualquier diseño sino que para merecer la protección como propiedad
intelectual es preciso que tenga una altura creativa mayor que la que exige el art. 10 TRLPI , de forma que
integre una "obra artística". Es lo que se ha dado en llamar sistema de acumulación parcial o restringida que
ha de llevar a distinguir entre los diseños propiamente dichos o creaciones formales y aquellos otros que
constituyen "obras de arte aplicadas a la industria". De forma que solo los segundos tendrían el doble ámbito
de protección.

17. La idea es expresada con detalle en la STS 561/2012, de 27 de septiembre -ECLI:ES:TS:2012:6196 - ( caso
farolas ) cuyas consideraciones esenciales reproducimos:
" 44. Nuestra decisión debe partir de que las finalidades de las normas que tutelan derecho de autor y diseño
son muy distintas. Como indica el artículo 1 del Convenio de Berna para la Protección de las Obras Literarias
y Artísticas de 9 de septiembre de 1886 , el derecho de autor tiene por objeto " la protección de los derechos
de los autores sobre sus obras literarias y artísticas". También reconoce el preámbulo de la Ley de Propiedad
Intelectual de 17 noviembre de 1987, al indicar que su finalidad es "otorgar el debido reconocimiento y protección
de los derechos de quienes a través de las obras de creación contribuyen tan destacadamente a la formación y
desarrollo de la cultura y de la ciencia para beneficio y disfrute de todos los ciudadanos". Mientras que el bien
jurídicamente protegido por la propiedad industrial de las innovaciones formales referidas a las características
de apariencia de los productos en sí o de su ornamentación, según indica la Exposición de Motivos de la Ley
20/2003 se inspiran en la idea de tutelar "ante todo, el valor añadido por el diseño al producto desde el punto de
vista comercial, prescindiendo de su nivel estético o artístico y de su originalidad".
45. Está expresamente admitida por el Ordenamiento de la Unión Europea la posibilidad de exigir para la tutela
del diseño por derecho de autor, además de la novedad y la singularidad, cierto grado de "originalidad". Ello
supuesto, el reconocimiento del haz de derechos característicos del derecho de autor -además de los referidos
a la explotación de la obra, otros morales-, sin necesidad de registro, y durante el largo período de tiempo que fija
la normativa de propiedad intelectual. Y alguno sin límite-, no puede proyectarse, sin más, a las formas nuevas -
la novedad de creación estética a que se refieren las sentencias 1166/2001, de 4 de diciembre y 778/2010, de 24
de noviembre -, que aportan un valor añadido por el diseño al producto desde el punto de vista comercial, pero
carecen de cierto nivel de originalidad o/y creatividad dentro de la libertad relativa que impone su aplicación a un
objeto. se trata de requisitos necesarios para ser protegidas como obra artística, de tal forma que a la "novedad"
precisa para el modelo industrial se acumula la exigencia de un plus de creatividad ".

18. Es común en la doctrina acudir a la Enmienda núm. 105 que se hizo en el proceso de elaboración de la
LPJDI para explicar lo que ha querido hacer nuestro legislador. En ella se afirma lo siguiente:
"El diseño industrial podrá ser objeto de protección acumulada pero, como es lógico, sólo cuando presente en
sí mismo el grado de creatividad y de originalidad necesario para ser considerado como creación artística que
justifique su protección con arreglo a nuestra legislación sobre propiedad intelectual.
(...)10
Una aplicación indiscriminada del principio de acumulación de protecciones permitiría al titular del diseño
registrado garantizarse, a través de la propiedad intelectual, una protección exorbitante, [...]. Todo ello rompería,
indirectamente, e l equilibrio que debe existir entre la concesión de un monopolio que permita rentabilizar el
valor comercial añadido por el diseño al producto, y la necesidad de preservar la competencia y la libertad de
mercado".

19. En suma, lo que está en juego es tratar de conseguir un justo equilibrio entre la necesidad de preservar la
libertad de mercado y el alcance de la protección que se debe dispensar a los autores por sus creaciones. Y
ello se ha tratado de conseguir elevando de forma notable el listón en la exigencia de la originalidad exigible a
las obras de arte aplicado para permitir que se puedan hacer acreedoras de la doble protección."


Y resulta de especial interés transcribir también la diferencia concreta en el concepto de originalidad que plantea la sentencia en este caso.

"QUINTO. Sobre la originalidad de la obra.
20. En nuestra Sentencia de 1 de diciembre de 2016 (ECLI ES:APB:2016:9287 ) analizamos extensamente el
concepto de originalidad y su evolución en la jurisprudencia del Tribunal Supremo, recordando la discusión
doctrinal entre la acepción subjetiva (equivalente a singularidad, no haber copiado una obra ajena) y la
objetiva (novedad, haber creado algo distinto a lo ya existente). Tal y como dijimos en dicha resolución, cuyas
consideraciones reiteramos, si bien tradicionalmente imperó la concepción de la originalidad subjetiva por
parecer criterio aceptable para las obras clásicas (literatura, música, pintura, escultura...), ya que la creación
implica cierta altura creativa, hoy día, sin embargo, debido a que los avances técnicos permiten una aportación
mínima del autor (hay obras en las que no se advierte un mínimo rastro de la personalidad de su autor) y unido
al reconocimiento al autor de derechos de exclusiva, la tendencia es hacia la idea objetiva de originalidad, que
precisa una novedad en la forma de expresión de la idea.

21. No obstante, el concepto de originalidad que debe ser exigido a una obra cuando se trata de creaciones
útiles para ser objeto de aplicación en el ámbito de la industria no es el que hemos visto en el apartado anterior,
esto es, un nivel de creatividad poco elevado. Como hemos justificado en el fundamento anterior, para que un
diseño industrial se haga acreedor de la protección que dispensa a los autores la legislación sobre propiedad
intelectual, es preciso que el nivel creativo sea mucho más elevado, desbordante incluso, hasta el extremo de
que se pueda entender como obra artística.

22. Cuál deba ser ese nivel de creatividad exigible para que pueda ser considerado como obra artística
no resulta una cuestión fácil, particularmente cuando no contamos con una doctrina jurisprudencial
suficientemente explicativa. El caso más significativo es la STS 561/2012, de 27 de septiembre , antes citado,
el denominado caso farolas , supuesto en el que tanto el Tribunal Supremo como antes este mismo tribunal
negamos que el diseño industrial examinado se hiciera acreedor de la doble protección.

23. De la jurisprudencia alemana se puede referir el caso resuelto por el Tribunal de Apelación de Hamburgo el
3 de mayo de 2001 relativo a unas sillas (sillas de Le Corbusier-Móbel, concretamente, la silla "Move" en el que
el tribunal reconoció la protección de los derechos de autor, aún aplicando condiciones muy estrictas, que son
las propias del derecho alemán de acumulación muy restringida. Para el tribunal, lo determinante se encuentra
en la forma especial que presenta la silla y su especial atractivo estético. Si bien, la doctrina que hemos tenido
la ocasión de consultar presenta ese caso como excepción en una línea jurisprudencial tendente a exigir un
nivel de creatividad extremadamente elevado.

24. No creemos que en nuestro derecho deba ser exigible un nivel de creatividad extraordinariamente elevado.
Nuestra jurisprudencia hace referencia a un "plus de creatividad", lo que no creemos que se identifique
necesariamente con un nivel de protección absolutamente excepcional. Basta que podamos apreciar que las
creaciones tienen "altura artística", por más que lo que pueda entenderse como tal dista mucho de ser fácil
de determinar.

25. Otra cuestión relevante es la que está relacionada con el punto de vista desde el que se ha de enjuiciar la
originalidad o altura artística, particularmente, si es el punto de vista de un consumidor medio, esto es, el del
"padre de familia cultivado", es decir, un consumidor relacionado con el arte, aunque no un especialista, o bien
el de un especialista. Aunque la cuestión nos parece dudosa con carácter general, creemos que, al menos en
nuestro caso, el punto de vista relevante es el de un especialista, aunque más el de un especialista en diseño
industrial que el de un especialista en arte. Así lo consideramos porque la dificultad que se presenta al hacer
esa valoración se encuentra en poder percibir cuándo el diseño, sin dejar de atender a las exigencias propias
del destino del objeto que se pretende construir, tiene suficiente altura creativa para ir más allá.

26. Por consiguiente, las periciales aportadas por la parte actora creemos que cumplen ese requerimiento,
pues los peritos son diseñadores y profesores en escuelas de diseño industrial. Por tanto, son expertos en
diseño industrial, conocedores de las novedades que han ido surgiendo en ese ámbito y con la suficiente
capacidad crítica como para poder determinar cuándo un concreto diseño alcanza una altura creativa
extraordinaria, que va mucho más allá del simplemente novedoso.

27. Por otra parte, no es un hecho discutido que los cuatro autores demandantes son profesionales muy
reputados en el mundo del diseño industrial. Podría decirse que no son simples diseñadores sino que se trata
de profesionales que han alcanzado una enorme notoriedad gracias a la gran calidad de sus creaciones. Ese
dato puede no ser definitivo para considerar que todas sus obras hayan de contar con una altura creativa
extraordinaria pero sí que puede ser muy significativo desde la perspectiva de determinar si sus concretas
obras, las sillas y el taburete que examinamos, merecen ser consideradas como creaciones con una altura
creativa extraordinaria, en la medida en que puede permitir al profesional que las examina contar con un
parámetro adicional de extraordinario valor: examinar si las obras reflejan de forma particular el sello de autor
que les pueda atribuir esa especial altura creativa."


Hay muchos otros temas que pueden considerarse. Incluso estos párrafos transcriptos provocan discusiones en diversas facetas.
La sentencia da para mucho debate y, como siempre en PI, para discutir según cada caso concreto. La casuística es enorme.
En definitiva, más allá de lo sustancial, este tipo de pronunciamientos aún en el caso que no generen "más sentencias" (no conviene litigar en la industria, salvo casos muy necesarios... es algo que a los empresarios les queda claro...) influirán en la consideración de decisiones de producción y de negociación/transacción. Sin dudas. Claro que ello no será posible de medir...


Texto completo de la sentencia, donde se pueden ver las propias imágenes de las creaciones de los titulares de derechos reclamantes.
http://www.poderjudicial.es/search/AN/openDocument/1c95c758fa12accb/20190514

Otro comentario de la sentencia:
https://www.lawandtrends.com/noticias/mercantil/derechos-de-autor-sobre-disenos-de-sillas-sentencia-de-la-audiencia-provincial-de-barcelona-de-26-de-abril-de-2019-1.html

REferencia en relación con el caso COFEMEL de la TJUE:
http://rma.legal/es/2019/05/28/originalidad-solo-hay-una-conclusiones-ag-caso-cofemel/

http://solmuntanola.com/la-audiencia-barcelona-resuelve-los-disenos-4-grandes-disenadores-espanoles-tambien-estan-protegidos-derecho-autor/

Con una crítica, in fine, respecto de la sentencia:
https://juanbotella.com/blog/2019/06/03/nuevas-notas-interpretativas-con-respecto-a-la-compatibilidad-de-la-propiedad-industrial-y-la-propiedad-intelectual-en-una-accion-judicial/




sábado, 1 de agosto de 2020

En tiempos de webinars sobre PI y qué pasa en pandemia...

Mucho se está hablando, en estos tiempos de Pandemia sobre la propiedad intelectual, sus diversos institutos, frente a las reacciones que corresponde tener por el Covid 19.
Hay webinars sumamente interesantes desde distintos centros académicos del mundo.
En esta oportunidad quiero destacar el webinar inicial de la SErie organizada por el Queen Mary Intellectual Property Law Institute - QMIPRI, de Queen Mary University of London.
Conceptos tan claros y concretos, como el inglés en que está expresado. Por eso hago este insert y dejo links para que puedan encontrar los siguientes...


"QMIPRI Webinars on IP Responses to Covid 19: access to diagnostics vaccines and treatments"

En este link se puede encontrar información sobre esta actividad (igual transcribo nombres de speakers para que vean que son excelentes profesores):
https://www.qmul.ac.uk/law/events/podcasts/ip-responses-to-covid-19/

"Chair
Uma Suthersanen, Professor of Global Intellectual Property Law and Deputy Director of the Queen Mary Intellectual Property Research Institute

Speakers
Duncan Matthews, Professor of Intellectual Property Law and Director of the Queen Mary Intellectual Property Research Institute
Ken Shadlen, Professor of Development Studies and Head of the Department of International Development, LSE
Peter Drahos, Professor of Intellectual Property Law Queen Mary Intellectual Property Research Institute, and Professor of Law and Governance, European University Institute
David Musker, Professor of International Design Law, Queen Mary Intellectual Property Research Institute"


Por acá se pueden ver más videos de este centro universitario, relacionados con Derecho y los otros de esta serie:
https://www.qmul.ac.uk/law/events/podcasts/

VIDEO:
https://youtu.be/XlR0AtHC1o0










Caso "Spiegel on line" entre derecho de autor y libertad de información

En este juicio se discutió, en definitiva, cuál es el límite, en el caso concreto, de las posibilidades de lo que llaman en el mundo de la prensa escrita “editar” un texto ajeno y luego – más concretamente en la sentencia – el equilibrio entre el derecho de autor y la libertad de información.

Tiene lugar un conflicto en Alemania porque el autor del texto no es un trabajador del medio periodístico, entendió que lo modificado cambiaba el sentido de su idea y porque no era algo menor – a juicio del autor – la temática y la idea expresada. Se trataba de un político y un texto sobre posición personal. Cuando estas discordancias se hacen de público conocimiento y comienza el debate social, el medio periodístico publica el texto tal cual lo recibió, original (esta vez sin permiso del autor...) a efectos de compararlo directamente con el texto publicado efectivamente, inicialmente, con las modificaciones “de edición”.

Es el conocido como caso "Spiegel on line" C-516/17, TJUE, cuya sentencia es del 29 de julio de 2019, pues el tribunal alemán encargado de solucionarlo presentó cuestiones prejudiciales ante su superior para la interpretación en el sistema legal de la Unión Europea.
Órgano jurisdiccional remitente: Bundesgerichtshof
Partes en el procedimiento principal:
Demandante: Spiegel Online GmbH
Demandada: Volker Beck

Una de las argumentaciones nos pareció interesante para transcribir, tanto por lo concretos de sus conceptos, como por la propia información que menciona al fundamentar:

“Sobre la segunda cuestión prejudicial
50      Mediante su segunda cuestión prejudicial, el tribunal remitente pregunta, en esencia, si el órgano jurisdiccional nacional, en el marco de la ponderación que le corresponde realizar entre los derechos exclusivos del autor a los que se refieren los artículos 2, letra a), y 3, apartado 1, de la Directiva 2001/29, por un lado, y los derechos de los usuarios de prestaciones protegidas a los que se refieren las excepciones del artículo 5, apartado 3, letras c), segundo supuesto, y d), de esta Directiva, por otro lado, puede apartarse de una interpretación restrictiva de estas excepciones en favor de una interpretación que tenga plenamente en cuenta la necesidad de respetar la libertad de expresión y de información, garantizada por el artículo 11 de la Carta.
51      Como se ha expuesto en el apartado 38 de la presente sentencia, corresponde a los Estados miembros, al transponer las excepciones y limitaciones contempladas en el artículo 5, apartados 2 y 3, de la Directiva 2001/29, procurar basarse en una interpretación de estas que garantice un justo equilibrio entre los diferentes derechos fundamentales protegidos por el ordenamiento jurídico de la Unión.
52      Posteriormente, en el momento de aplicar las medidas de transposición de dicha Directiva, corresponde a las autoridades y a los órganos jurisdiccionales de los Estados miembros no solo interpretar su Derecho nacional de conformidad con esta misma Directiva, sino también no basarse en una interpretación de esta que entre en conflicto con los citados derechos fundamentales o con los demás principios generales del Derecho de la Unión, como ha declarado reiteradamente el Tribunal de Justicia (véanse, en este sentido, las sentencias de 29 de enero de 2008, Promusicae, C‑275/06, EU:C:2008:54, apartado 70; de 27 de marzo de 2014, UPC Telekabel Wien, C‑314/12, EU:C:2014:192, apartado 46, y de 16 de julio de 2015, Coty Germany, C‑580/13, EU:C:2015:485, apartado 34).
53      Ciertamente, tal como señala el tribunal remitente, una excepción a una regla general debe, en principio, ser objeto de una interpretación estricta.
54      Sin embargo, aunque el artículo 5 de la Directiva 2001/29 lleve formalmente por título «Excepciones y limitaciones», procede señalar que tales excepciones o limitaciones comportan en sí derechos en beneficio de los usuarios de obras o prestaciones protegidas (véase, en este sentido, la sentencia de 11 de septiembre de 2014, Eugen Ulmer, C‑117/13, EU:C:2014:2196, apartado 43). Además, este artículo tiene la finalidad específica, como se ha expuesto en el apartado 36 de la presente sentencia, de garantizar un justo equilibrio entre, por un lado, los derechos e intereses de los titulares de derechos, que son objeto de una interpretación amplia (véase, en este sentido, la sentencia de 16 de noviembre de 2016, Soulier y Doke, C‑301/15, EU:C:2016:878, apartados 30 y 31 y jurisprudencia citada), y, por otro lado, los derechos e intereses de los usuarios de obras y prestaciones protegidas.
55      De ello se desprende que la interpretación de las excepciones y limitaciones establecidas en el artículo 5 de la Directiva 2001/29 debe permitir, como se ha recordado en el apartado 36 de la presente sentencia, salvaguardar su efecto útil y respetar su finalidad, exigencia que reviste especial importancia cuando esas excepciones y limitaciones están destinadas, como sucede en el caso de las establecidas en el artículo 5, apartado 3, letras c) y d), de la Directiva 2001/29, a garantizar el respeto de libertades fundamentales.
56      En este contexto, por un lado, es preciso añadir que no cabe duda de que la protección del derecho de propiedad intelectual está consagrada en el artículo 17, apartado 2, de la Carta. Sin embargo, no se desprende en absoluto de esta disposición ni de la jurisprudencia del Tribunal de Justicia que tal derecho sea intangible y que, por lo tanto, su protección deba garantizarse en términos absolutos (sentencias de 24 de noviembre de 2011, Scarlet Extended, C‑70/10, EU:C:2011:771, apartado 43; de 16 de febrero de 2012, SABAM, C‑360/10, EU:C:2012:85, apartado 41, y de 27 de marzo de 2014, UPC Telekabel Wien, C‑314/12, EU:C:2014:192, apartado 61).
57      Por otro lado, se ha indicado en el apartado 45 de la presente sentencia que el artículo 5, apartado 3, letras c) y d), de la Directiva 2001/29 persigue dar prioridad al ejercicio del derecho a la libertad de expresión de los usuarios de prestaciones protegidas y a la libertad de prensa, consagrado en el artículo 11 de la Carta. A este respecto, procede señalar que, dado que la Carta contiene derechos que corresponden a derechos garantizados por el Convenio Europeo para la Protección de los Derechos Humanos y de las Libertades Fundamentales, hecho en Roma el 4 de noviembre de 1950 (en lo sucesivo, «CEDH»), el artículo 52, apartado 3, de la Carta pretende asegurar la coherencia necesaria entre los derechos que contiene esta y los derechos correspondientes garantizados por el CEDH, sin que ello afecte a la autonomía del Derecho de la Unión y del Tribunal de Justicia de la Unión Europea [véanse, por analogía, las sentencias de 15 de febrero de 2016, N., C‑601/15 PPU, EU:C:2016:84, apartado 47, y de 26 de septiembre de 2018, Staatssecretaris van Veiligheid en justitie (Efecto suspensivo del recurso de apelación), C‑180/17, EU:C:2018:775, apartado 31 y jurisprudencia citada]. El artículo 11 de la Carta contiene derechos equivalentes a los garantizados por el artículo 10, apartado 1, del CEDH (véase, en este sentido, la sentencia de 14 de febrero de 2019, Buivids, C‑345/17, EU:C:2019:122, apartado 65 y jurisprudencia citada).
58      Pues bien, como resulta de la jurisprudencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, para efectuar la ponderación entre los derechos de autor y el derecho a la libertad de expresión, dicho Tribunal ha subrayado, en particular, que es necesario tener en cuenta el hecho de que el tipo de «discurso» o de información de que se trate tenga especial importancia, sobre todo, en el marco del debate político o de un debate que afecte al interés general (véase, en este sentido, TEDH, sentencia de 10 de enero de 2013, Ashby Donald y otros c. Francia, CE:ECHR:2013:0110JUD003676908, § 39).
59      Habida cuenta de las consideraciones anteriores, procede responder a la segunda cuestión prejudicial que el órgano jurisdiccional nacional, en el marco de la ponderación que le corresponde realizar, a la luz del conjunto de circunstancias del asunto de que se trate, entre los derechos exclusivos del autor a los que se refieren los artículos 2, letra a), y 3, apartado 1, de la Directiva 2001/29, por un lado, y los derechos de los usuarios de prestaciones protegidas a los que se refieren las excepciones del artículo 5, apartado 3, letras c), segundo supuesto, y d), de esta Directiva, por otro lado, debe basarse en una interpretación de esas excepciones que, respetando su tenor y salvaguardando su efecto útil, sea plenamente conforme con los derechos fundamentales garantizados por la Carta.”


Transcribimos el Fallo a continuación.

“Fallo
Las disposiciones del artículo 5, apartado 3, letras c), segundo supuesto, y d), de la Directiva 2001/29/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 22 de mayo de 2001, relativa a la armonización de determinados aspectos de los derechos de autor y derechos afines a los derechos de autor en la sociedad de la información, deben interpretarse en el sentido de que no constituyen medidas de armonización completa del alcance de las excepciones o limitaciones que contienen.
La libertad de información y la libertad de prensa, consagradas en el artículo 11 de la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea, no pueden justificar, al margen de las excepciones y limitaciones establecidas en el artículo 5, apartados 2 y 3, de la Directiva 2001/29, una excepción a los derechos exclusivos de reproducción y de comunicación al público del autor a los que se refieren, respectivamente, los artículos 2, letra a), y 3, apartado 1, de esta Directiva.
El órgano jurisdiccional nacional, en el marco de la ponderación que le corresponde realizar, a la luz del conjunto de circunstancias del asunto de que se trate, entre los derechos exclusivos del autor a los que se refieren los artículos 2, letra a), y 3, apartado 1, de la Directiva 2001/29, por un lado, y los derechos de los usuarios de prestaciones protegidas a los que se refieren las excepciones del artículo 5, apartado 3, letras c), segundo supuesto, y d), de esta Directiva, por otro lado, debe basarse en una interpretación de esas excepciones que, respetando su tenor y salvaguardando su efecto útil, sea plenamente conforme con los derechos fundamentales garantizados por la Carta de los Derechos Fundamentales.
El artículo 5, apartado 3, letra c), segundo supuesto, de la Directiva 2001/29 debe interpretarse en el sentido de que se opone a una norma nacional que restringe la aplicación de la excepción o limitación establecida en dicha disposición a los casos en los que no sea razonablemente posible solicitar previamente la autorización para usar una obra protegida con el fin de informar sobre acontecimientos de actualidad.
El artículo 5, apartado 3, letra d), de la Directiva 2001/29 debe interpretarse en el sentido de que el concepto de «citas», contemplado en esta disposición, abarca la remisión, por medio de un hipervínculo, a un archivo consultable de manera autónoma.
El artículo 5, apartado 3, letra d), de la Directiva 2001/29 debe interpretarse en el sentido de que una obra ya se ha puesto legalmente a disposición del público cuando esta, tal como se presenta de manera concreta, se ha hecho accesible al público con anterioridad con el permiso del titular del derecho o en virtud de una licencia no voluntaria o incluso de una autorización legal.”



Texto de la sentencia en español:

http://curia.europa.eu/juris/document/document.jsf?docid=216543&mode=req&pageIndex=1&dir=&occ=first&part=1&text=&doclang=ES&cid=12126915

http://curia.europa.eu/juris/document/document.jsf;jsessionid=6FD531BC19AA3465F38C398F23961F2B?text=&docid=218063&pageIndex=0&doclang=ES&mode=req&dir=&occ=first&part=1&cid=12126915



Otro material:

“CJUE, n° C-516/17, Arrêt (JO) de la Cour, Spiegel Online GmbH/Volker Beck, 29 juillet 2019”
https://www.doctrine.fr/d/CJUE/2019/CJUE62017CA0516

“Spiegel Online: Do copyright exceptions and fundamental rights make easy bedfellows?”
https://jiplp.blogspot.com/2017/10/the-authors-take-spiegel-online-do.html

“Conclusiones en el caso Spiegel Online (C-516/17): el abogado general de nuevo ante el conflicto entre PI y derechos fundamentales”
http://aladda.es/conclusiones-en-el-caso-spiegel-online-c-516-17-el-abogado-general-de-nuevo-ante-el-conflicto-entre-propiedad-intelectual-y-derechos-fundamentales-un-tercer-caso-que-viene-a-anadirse-a-funke-medie/

“Limitaciones al derecho exclusivo de reproducción y comunicación al público de los autores. Sentencia del Tribunal de Justicia de 29 de julio de 2019, Spiegel Online (C-516/17)”
https://www.lawandtrends.com/noticias/civil/limitaciones-al-derecho-exclusivo-de-reproduccion-y-comunicacion-al-publico-de-los-autores-sentencia-del-tribunal-de-1.html






Acuerdo UE - China sobre Indicaciones Geográficas

El mundo de las Indicaciones Geográficas y su protección avanza...
No por ser tan lejanas geográficamente las partes involucradas en este Acuerdo que mencionamos, vale menos la pena hacer referencia en nuestro blog.
Cada paso a nivel global en este tema, que marcha tan lentamente en el Uruguay, tiene incidencia general: vemos que la UE fortalece sus intereses en todos los mercados, vemos que China se consolida también en cuanto a su propio interés para proteger su - tan larga - tradición en materia de productos y regiones.

Como todo tratado o acuerdo internacional respecto de este tema, tienen un anexo con la lista en común, pactos de protección por ciertos años iniciales, definición de agregados a la lista...




El texto en español se puede leer acá:
https://data.consilium.europa.eu/doc/document/ST-8361-2020-INIT/es/pdf

El texto en inglés se puede leer acá:
https://data.consilium.europa.eu/doc/document/ST-8361-2020-INIT/en/pdf

Destaco y transcribo el artículo 4, porque hace referencia al alcance de la protección, punto clave.


"ARTÍCULO 4
Alcance de la protección de las indicaciones geográficas1

1. Cada una de las Partes protegerá las indicaciones geográficas enumeradas en los anexos III
o IV, incluidas aquellas que se añadan a estos anexos con arreglo al artículo 3 del presente Acuerdo,
frente a lo siguiente2:
a) el uso de todo medio que, en la designación o presentación de un producto, indique o sugiera
que el producto es originario de una región geográfica distinta del verdadero lugar de origen,
de modo que induzca al público a error en cuanto al origen geográfico del producto;
b) todo uso de una indicación geográfica que identifique un producto idéntico o similar no
originario del lugar indicado por la indicación geográfica de que se trate, incluso cuando se
indique el verdadero origen del producto o se use una traducción, transcripción1 o
transliteración de la indicación geográfica, o esta vaya acompañada de expresiones tales como
«clase», «tipo», «estilo», «imitación» u otras análogas;
c) todo uso de una indicación geográfica que designe un producto idéntico o similar no
conforme con el pliego de condiciones correspondiente al nombre protegido.

2. En el caso de las indicaciones geográficas total o parcialmente homónimas, se otorgará la
protección a cada una de las indicaciones. No obstante, no se protegerán aquellas indicaciones
geográficas que, pese a ser literalmente verdaderas en cuanto al territorio, la región o la localidad de
origen del producto, transmitan al público la idea falsa de que ese producto es originario de otro
territorio.
Cada una de las Partes consultará a la otra, en la medida de lo posible, antes de determinar las
condiciones prácticas según las cuales se diferenciarán entre sí las indicaciones homónimas de que
se trate, habida cuenta de la necesidad de garantizar un trato equitativo a los productores afectados y
no inducir a error a los consumidores.

3. Por lo que respecta a la adición de indicaciones geográficas con arreglo al artículo 3, no se
exigirá a ninguna de las Partes proteger como indicación geográfica un nombre que entre en
conflicto con el nombre de una variedad vegetal o raza animal y que, en consecuencia, pueda
inducir a error al consumidor en cuanto al verdadero origen del producto.

4. Cuando una Parte, en el contexto de las negociaciones con un tercer país, proponga proteger
una indicación geográfica de dicho tercer país y su nombre sea homónimo de una indicación
geográfica de la otra Parte protegida en virtud del presente Acuerdo, se informará de ello a esta
última y se le dará la oportunidad de formular sus observaciones antes de que el nombre pase a estar
protegido.

5. Las Partes no quedarán obligadas por ninguna disposición del presente Acuerdo a proteger
una indicación geográfica de la otra Parte que no esté protegida o deje de estar protegida en su país
de origen o haya caído en desuso en tal país. Cada Parte notificará a la otra Parte si una de sus
indicaciones geográficas deja de estar protegida en su país de origen o ha caído en desuso en tal
país.

6. El presente Acuerdo no prejuzgará en modo alguno el derecho de toda persona a usar, en el
curso de operaciones comerciales, su nombre o el nombre de su antecesor en la actividad comercial,
excepto cuando ese nombre se use de manera que induzca a error al público."



Más información:
"UE-China: el Consejo autoriza la firma del Acuerdo sobre indicaciones geográficas"
https://www.consilium.europa.eu/es/press/press-releases/2020/07/20/eu-china-council-authorises-signature-of-the-agreement-on-geographical-indications/

Página del Consejo.
https://www.consilium.europa.eu/es/meetings/agrifish/2020/07/20/

Otros:
https://www.agrodigital.com/2019/11/07/100-indicaciones-geograficas-europeas-protegidas-en-china/